jueves, 8 de septiembre de 2011

Skullman: Prologue to Darkness


Ante todo una aclaración: esta no es una obra concreta, si no el prólogo a la serie de animación basada en la obra original de Ishinomori Shotaro. Si he elegido hablar de esta introducción es precisamente por lo original y diferente que supone el prologar una obra animada con actores de carne y hueso.

La trama no se centra en el mencionado Skullman. De hecho, su aparición es más bien breve y ya en el final de la mencionada obra. A los que hayan visto Kamen Rider Hibiki puede que les suene la cara de uno de los personajes. Porque es quien interpretase a Hibiki. De la trama no se puede contar mucho sin desvelarlo todo con pelos y señales. Pero puede decirse que en este caso, la base de lo que se ve es engaño, traición y egoísmo en cantidades industriales. Sazonados con un personaje que sufre de pesadillas y se encuentra en un casi perpetuo estado de angustia.

Hay quien puede decir que tiene un aspecto muy similar a una película como 300 de Zack Snyder. Que se abusa de los efectos especiales, quizás. Mi única queja al respecto es una parte ya hacia el final en la que, con toda sinceridad, podían haberlo hecho muchísimo mejor. En concreto, una metamorfosis. sobre el dicho aspecto... Es de hecho lo que le confiere esa atmósfera opresiva y angustiosa a lo que el espectador ve. Lo que le da esa sensación de «aquí pasa algo raro. Hay algo que debería percibir y no se que es.

Mi recomendación, como siempre; es que se juzgue después de haberlo visto. A mi me gustó. No es lo mejor que se puede ver. Pero es un prologo curioso y diferente. Aunque solo sea por como está hecho. Y de esos no hay tantos. Se le puede dar una oportunidad.

¡Nos leemos!

6 comentarios:

Old School Generation dijo...

Tomo nota :)
Si a ti te ha gustado a mi ya me vale como garantía.

Deka Black dijo...

Vaya, ¡gracias!

Charles Gramlich dijo...

Nice bike!

Deka Black dijo...

Yeah! Many japanese heroes are famous for his bikes.

Coke-Kun dijo...

A mi también me gustó. No está mal, está entretenido y es curioso visualmente hablando. Además me dieron ganas de ver el anime, que supongo que es una de las finalidades de este prólogo.

Deka Black dijo...

Pues si que es la finalidad. Y ver si una serie live action funcionaria, imagino. Lo unico que me sigue chirriando es la metamorfosis del final.